Frase de grupo


¨Sin música la vida sería un error.¨(Nietzsche)


18 de noviembre de 2011

Entrevista a La Familia del Árbol: La montaña y el río

Foto de Leticia Armajach

 
La Familia del Árbol son Nacho y Pilar, una nueva banda de Elche (Alicante) que este mismo lunes han publicado su primer trabajo: La Montaña y el Río. Un disco folk en castellano especialmente bonito. Tuvimos el placer de hablar con ellos dos, comentarles nuestras impresiones tras la escucha y pedirles que nos desvelaran los misterios que encierra este disco.


El título de este trabajo es La montaña y el rio, busquémosle un significado personal, ¿qué simbolizan para vosotros la montaña y el rio?

Nacho: Sí, todo el disco está lleno de trasfondos personales, pero más que significar algo concreto es como dos partes de algo que se necesitan la una a la otra, que se buscan.


Observamos que la naturaleza está presente desde vuestro propio nombre y el del disco hasta en varias canciones… ¿os sentís fuertemente atraídos o influidos por ella?

Nacho: Sí, lo que se intenta explicar son sentimientos utilizando la naturaleza. Es más sencillo de este modo porque la naturaleza es algo que no se puede controlar. Buscar el símil en las cosas para explicar asuntos cotidianos, llevarlas a ese punto salvaje.

Nos gustaría preguntaros acerca de los orígenes de la banda, ¿cómo surge esta unión que forma La Familia del Árbol? ¿Cómo deciden Nacho y Pilar emprender este camino juntos?

Pilar: Nosotros somos pareja y llevamos muchos años juntos. Entonces claro, Nacho siempre ha estado tocando en casa, grabando y había pasado una época un poco rara, se había encerrado grabando en casa y cuando escuché las canciones que tenía ya era un disco. Tenía diez o doce canciones y me parecieron brutales. Le dije “que chulas, vamos a colgarlas porque esto tiene que colgarse”. Nos inventamos la historia del grupo, nos pusimos un nombre, nos hicimos fotos y, de repente, empezaron a salir críticas en sitios, blogs y en medios. Luego nos surgió la idea de tocar en un sito, en un teatro en Eclhe, nosotros somos de Elche (Alicante). Nos juntamos con amigos que eran músicos también hasta formar una banda de diez, se fue haciendo la bola más grande y ahora hemos fichado por Mushroom Pillow, y ahora estamos presentando nuestro disco.


La primera impresión que nos transmite vuestras canciones es de cercanía, quizás sea por aquello de que se forjó en el salón de casa de Nacho, ¿no es así? ¿Cómo fueron evolucionando estos temas hasta llegar a ser lo que son en La montaña y el rio? 

Nacho: En relación con lo que ella acaba de explicar, yo grabé las canciones solo y después cuando surgió y ella me animó a subirlas y hacer La Familia del Árbol, como estaba todo grabado con instrumentos midi, cuando sonaba una flauta no era una flauta, sino que era un instrumento secuenciado. Entonces lo que hicimos fue contactar con amigos, estos amigos llamaron a otros, y esos arreglos que yo había creado así de esa forma se transformaron en músicos reales. Y conforme iba avanzando todo eso, iban avanzando las críticas buenas sobre esas demos. Como ya estaba todo prácticamente cerrado, lo que sí que aportaron y mucho fue su manera propia de entender su instrumento. Por ejemplo, en el caso de la trompeta o la flauta había un boceto o una melodía, pero cuando se pone detrás un músico que sabe mucho de su instrumento es capaz de darle mil matices, y lo que era muy sencillo lo convierte en algo muy magistral.  Cada paso que dábamos era hacer algo nuevo, ganar un concurso o venir aquí a tocar a Madrid.


Se habla mucho en las canciones Viento inglés  o Murakami de escapar, dejar atrás, ¿qué es aquello de lo que La Familia del Árbol desea escapar?

Nacho: Sí, yo en ese tiempo escapaba un poco de mí mismo y de cómo me sentía conmigo mismo, la vida que llevaba, no sentía que iba a ningún sitio en realidad. Era buscar ese sitio o ese estado mental que te hace estar bien y acordarte de todas las cosas buenas que tienes y que forman tu vida.


En Mi preciosa amada hemos interpretado una visión de la letra, quizá distinta a la vuestra, pero para nosotros reflejabais en cierto modo las dudas de cualquier grupo al principio de su carrera, llena de incertidumbres, ¿fue un camino muy duro para vosotros?

Nacho: No va equivocado, pero es algo más general, en la vida no sabes qué te puede ocurrir o qué te puede pasar y vas viviendo cada día con esa incertidumbre, no sabes qué va a ocurrir el día siguiente. Todas las canciones están hechas como muy mirando hacia dentro, aunque sean cosas globales para mí me servían un poco de terapia. Cuando ya te planteas una serie de cosas en tu vida, cómo es, qué haces o qué te pasa, a dónde vas. El camino ha sido rápido, tampoco ha sido un cambio tan radical. Yo llevaba mucho tiempo tocando y de repente las piezas encajaban, no sabes por qué, pero está todo en su sitio y decides seguir el camino. Ahora las cosas encajan, y encajan en mi música y en todo. Yo creo que eso es fruto del disco.


Pilar: Tampoco te lo planteas, las cosas pasan.

Nacho: Quizá sientes más responsabilidad de que tu mensaje no se distorsione Intentas ser más claro en lo que quieres decir para que la gente si lo ve que lo entienda.


Folk muy fresco que recuerda a un sonido sesentero tanto americano como de grupos de aquí de aquella época, un sonido para muchos atemporal ¿acertaríamos diciendo que el grupo pelea por recuperar esas señas de identidad?

Nacho: En realidad no queremos sonar más retro de lo que sonamos ni más modernos. Me dirijo hacia lo que más me gusta, pero no he llegado a plantearme…algunas veces sí, por lo que te dicen que es más sesentero o más setentero, pero no ha sido la intención. Aparte, hay muchos grupos ahora, sobretodo de fuera, que practican una música parecida y les pasa un poco lo mismo, que no pretenden sonar a esos grupos, sino que simplemente por gusto y luego lo que te sale se refleja. En mi caso, por cuidar mucho las voces, las armonías,  por intentar hacerlo de una manera que ya no se suele hacer mucho, y más en castellano, eso a la gente tiende a recordarle a esa época.


En relación con la anterior pregunta, personalmente vuestro disco me trae a la cabeza grupos nacionales como Elle Belga o internacionales como Fleet Foxes, Iron & Wine o incluso nos podríamos remontar hasta Nick Drake, ¿ha significado alguno de ellos una referencia de especial importancia a la hora de conformar vuestro sonido?

Nacho: Todos los que has dicho a mí sinceramente me gustan mucho. Es lo que te decía, que no sé si queriendo o no se recupera la esencia esa de hacer una música más pura, no tan enlatada. Se ve más la voz que hay detrás y la persona antes que otro tipo de cosas. Y yo creo que esos grupos tienen esa esencia. Las canciones de esos grupos funcionan si las canta el que las hace solo como si las cantan todos y las adornan. Es lo que tiene de folk eso, es una canción tradicional que se puede cantar en cualquier época.


Por lo que conocemos este proyecto es relativamente reciente, La montaña y el rio, vuestro primer trabajo salió ayer mismo al mercado, pero ya habéis tenido ocasión de mostrar estas canciones al público recientemente tanto en conciertos como festivales, ¿qué tal ha sido la respuesta de la gente? Y mirando hacia el futuro, ¿cómo tenéis la agenda de conciertos?

Pilar: Muy bien, la verdad es que hay sitios donde la gente es más fría, hay gente que se acerca después de los conciertos…pero muy positiva, sobre todo las críticas de Internet, que vemos en Twitter, mensajes que te envía la gente, son la mayoría buenos y te animan. Hay gente que no te conoce y te ignora, pero normalmente la gente parece que te recibe muy bien. En cuanto a conciertos no sabemos nada, lo lleva todo Mushroom Pillow.

Nacho: Sí, lo lleva todo el sello, pero estamos con la promo ya. Estamos promocionando el disco y viendo qué criticas tiene, la acogida en la gente y los medios.


Siempre cerramos todas nuestras entrevistas pidiendo a los artistas una recomendación musical, como sois dos una cada uno mejor, os toca. 
 
Pilar: Yo recomiendo a Linda Perhacs, de mediados de los setenta, es una chica con una voz muy bonita y su disco Parallelograms, es una joya.

Nacho: Y yo, como ella ha recomendado algo así muy de La Familia del Árbol, yo recomendaré algo muy moderno y guay que se llama Real State y el disco se llama Days, ha salido hace muy poco.

Pilar: También recomiendo a Feist. 


Muy pronto publicaremos la crónica del concierto que dieron el martes en la sala Siroco (Madrid) y el video en acústico de La montaña y el río en nuestra nueva cuenta de Vimeo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada