Frase de grupo


¨Sin música la vida sería un error.¨(Nietzsche)


17 de noviembre de 2011

Entrevista a Maga: “Si no pudiese hacer música en directo lo dejaría” (Cara A)


Foto de Lucas García

El miércoles pasado tuvimos la suerte de poder entrevistar a Miguel Rivera, voz de Maga, cuyo nuevo disco salió a la venta el pasado martes 8 de noviembre. Satie contra Godzilla es el nombre que recibe su nuevo disco. En él encontramos unos Maga muy diferentes, lejos de lo acústico, más garage, más potente y vibrante…carne de directo que no nos dejará indiferentes. El sevillano respondió a todas nuestras preguntas de la manera más cercana y amistosa, además de contarnos diferentes anécdotas.



Satie contra Godzilla es vuestro nuevo disco que desde esta semana lo tenemos ya en las tiendas; curioso nombre, ¿nos podrías comentar de dónde viene el título? ¿Y la portada del disco tiene algo que ver con ello?
Básicamente cuando íbamos a empezar a ensayar las canciones para grabarlas contamos con la plataforma 365díasdefestivales y le preguntamos a Niko, el director, que ya que el año pasado habíamos hecho un concierto desde el salón de mi casa, queríamos llevarlo un paso más allá; en vez de llevar un concierto al salón de la gente, llevar a la gente a nuestro local de ensayo para que fueran partícipes y testigos del proceso creativo del disco. Así la gente pudo participar y sugerirnos nombres para las canciones y opinar sobre el disco. En el último programa tratamos los nombres de batalla de las canciones, algo que le pasa a todos los grupos…lo típico cuando haces una canción que aún no lleva nombre siempre le pones la rápida, la lenta…y precisamente estábamos tocando una nueva canción, El gran final, que tiene una secuencia de acordes que nos recordaba a una pieza de Erik Satie, pero por otra parte tiene una batería y un bajo tela de potentes y Pablo sugirió una dualidad entre Satie y un bicho gigante y dijo “¡Godzila mismo!” (risas). Esto lo comentamos en uno de los ensayos como anécdota divertida y uno de los seguidores nos propuso ponerlo como nombre del disco, y nosotros pensamos que en realidad es un nombre que engloba el clima del disco, porque sigue teniendo la sensibilidad de Maga pero con un puñetazo a la mesa, como más crudo, más directo y sin aditivos.

Y la portada es obra de un diseñador que se llama Diego Delgado. Mushroom Pillow, nuestro sello, fue el que le designó como diseñador, fotógrafo y realizador del videoclip, para darle una imagen homogénea a todo lo que tuviese que ver con este disco. Cuando nos enseñó la portada a nosotros nos pareció todo un clásico, la típica portada atemporal. Además, está libre a la interpretación, si tú consideras que la nuca por detrás de una tía es Satie contra Gozdilla, yo sí lo considero… porque las tías sois Satie contra Gozdilla, o las dos cosas a la vez (risas).


Las nuevas canciones que hemos escuchado son muy directas y repletas de sonidos guitarreros, perfectamente apreciable en el single del nuevo disco, El ruido que me sigue siempre. Estamos ante algo diferente a lo que pudimos oír en vuestro anterior disco, A la Hora del Sol (2010). ¿Buscabais este sonido a la hora de componer o sencillamente surgió?

La verdad es que es una de las pocas veces en las que teníamos un poco claro el sonido final que queríamos conseguir, incluso antes de tener las canciones terminadas. El germen de todo fue Ramón Rodríguez, The New Raemon, porque somos amigos y vino a unos cuantos conciertos y nos dijo: “Tio, el grupo en directo suena mucho más cañero, esto tenéis que conseguir plasmarlo en el disco, que no se quede solamente para las actuaciones”. Como nos insistió tanto nos quedó ahí en el subconsciente, y yo creo que al comenzar a componer las canciones nuevas ya, de alguna manera, íbamos dirigiendo las composiciones hacia un sonido más potente. Además que nos sedujo mucho la idea porque nos apetecía mucho hacer un disco de local de ensayo. También fue Ramón Rodríguez el que nos recomendó grabarlo con Santi García de Estudios Ultramarinos, era la persona adecuada porque ya habían trabajado juntos y sabía que él podría sacarnos ese sonido más guitarrero.

En realidad el disco se podría incluso haber grabado en nuestro local, pero lógicamente es más divertido hacerlo con Santi, nuestro local está en un polígono industrial, es horrible (risas). Pero principalmente la idea del disco era no tener prácticamente postproducción de ningún tipo, está grabado del puro directo, salvo la voz, que era imposible y te cuento porqué: grabando en los estudios, estábamos haciendo la prueba y entró Santi y nos dijo: “sí, sí, suena guay, pero… mejor así” y subió los amplis al máximo. Y la verdad es que fue un acierto.


Leímos en una entrada en vuestra cuenta de Facebook correspondiente al último día de grabación la siguiente frase: “Todo está sonando justo como queríamos, justo como lo teníamos en la cabeza”. ¿Seguís estando igual de contentos con el resultado final? ¿Os han surgido ya los típicos pensamientos de...“si volviésemos a grabarlo cambiaríamos alguna cosa”?

No no, totalmente satisfechos. Es exactamente lo que queríamos conseguir, de hecho yo creo que superó con creces nuestras expectativas, pensábamos que iba a ser duro y guitarrero… pero no tanto (risas).

Sobre esto hay un montón de anécdotas. Cuando hicimos la primera tomade la primera canción, estábamos con Santi y el sólo conocía Maga por lo que éramos hasta ahora. Empezamos a tocar Ver de otra manera, una canción tela de cañera, yo estaba de espaldas a la ventana, que era donde estaba Santi, me giro y me lo encuentro sin camiseta moviéndola en plan cowboy…sorprendimos a Santi porque él viene de una escuela más rockera, y yo creo que pensaba que iba a tener que adaptarse a un rollo y al final fue lo contrario, que nosotros ya veníamos de su rollo.


El disco ha sido grabado en los Estudios Ultramarinos de Santi García y coproducido por Ramón Rodríguez (The New Raemon), músico por el que sentimos gran admiración y sabemos de vuestra amistad. ¿Hay alguna colaboración por su parte en vuestro nuevo disco? ¿Continuaréis realizando conciertos conjuntos como los dados anteriormente?

Siempre que se pueda sí, claro. En este disco en particular, la colaboración de Ramón, aparte de meter algunos coros, nos ha ayudado a estructurar algunas canciones, a separar el polvo de la paja, por llamarlo de alguna manera. Sintetizar los temas para que fuesen más directos y más efectivos. También nos ha ayudado con las letras, de hecho, ha escrito la letra de La vergüenza mutua, canción que se ha usado como cara B para el single, pero que no está en el disco.


Poco antes de empezar la grabación del disco realizasteis un experimento junto con 365díasdefestivales, ¿Cómo fue la experiencia de 5 Martes con Maga? ¿De qué modo influyó a la hora de conseguir este nuevo sonido para Maga?
La verdad es que muy grata y sorprendente. Y ha influido, porque de hecho nos hemos visto obligados a ensayar de una manera diferente a como lo habíamos hecho hasta ahora, porque no es lo mismo ensayar con público, que la responsabilidad es mayor. Además es que aunque vengan tus amigos a verte siempre intentas tocar mejor o esforzarte un poco más, estás más concentrado aunque sea tu amigo del alma y después te vayas de cervezas con él. Pero esta experiencia de 5 Martes con Maga es diferente, ensayas delante de gente que no conoces, que ni siquiera ves sus caras y no sabes cuantos son, y te preguntas “¿habrá mil o habrá dos?” (risas).

Esto nos ayudó mucho a concentrarnos más en los ensayos y a depurar más las canciones durante todo ese periodo; aunque lógicamente además de ensayar esos 5 Martes con Maga también ensayábamos el resto de los días. Así también, cuando llegamos al estudio los temas estaban ya muy cerrados y muy trabajados, y eso se nota, de hecho teníamos el estudio concertado 12 días y lo grabamos en 5.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada